Información

¿Qué es CBT y es adecuado para mí?

¿Qué es CBT y es adecuado para mí?


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

¿Por qué la gente sigue hablando de CBT? Exploramos cómo funciona la terapia cognitivo-conductual y a quién podría ayudar.

La terapia cognitivo-conductual (TCC) es una forma de terapia basada en la evidencia y ampliamente utilizada que ha ayudado a muchas personas en todo el mundo.

Los terapeutas utilizan la TCC para ayudar a las personas con todo tipo de afecciones de salud mental y física, entre las que se incluyen solo algunas:

  • depresión
  • ansiedad
  • dolor crónico
  • síndrome del intestino irritable (SII)

Utilizando diversas técnicas de TCC, los profesionales de la salud mental analizan la forma en que las personas piensan y cómo eso afecta su comportamiento.

El objetivo es adaptar su forma de pensar y comportamientos ajustando patrones de pensamiento distorsionados.

Ya sea que viva con una afección de salud mental o simplemente siga preocupándose por las pequeñas cosas, la TCC podría ser una herramienta útil si está buscando una terapia respaldada por evidencia para aliviar los síntomas persistentes.

En la década de 1960, el psiquiatra Aaron Beck se dio cuenta de que las personas a las que ayudaba con la depresión a menudo mostraban patrones de pensamiento específicos que no les servían.

Explicó las condiciones emocionales usando un modelo cognitivo: El procesamiento del pensamiento controla cómo las personas se ven a sí mismas, a los demás y a su entorno, lo que afecta sus emociones y comportamiento.

En otras palabras, si percibe que todo lo que le rodea es malo, es probable que también se sienta bastante mal.

El principio básico detrás de la TCC es que la mayoría de las reacciones emocionales y conductuales se aprenden y, por lo tanto, pueden desaprenderse o cambiarse.

A diferencia de muchas otras formas de psicoterapia, la TCC se ocupa principalmente de los sentimientos y eventos presentes, no de traumas pasados ​​o historia de vida. Eso no quiere decir que esos temas no surjan en la terapia, pero no son el enfoque central de este tratamiento.

En afecciones de salud mental como depresión, ansiedad, uso de sustancias, fobias y muchas otras, el pensamiento negativo adopta muchas formas, como:

  • pensando en blanco y negro
  • sobregeneralizando
  • ignorando lo positivo y enfocándose en lo negativo
  • catastrofizante

En CBT, trabajará con su terapeuta para identificar los patrones de pensamiento que causan su angustia. Este es un paso importante en el manejo de emociones abrumadoras y comportamientos inútiles.

Aunque muchas personas piensan que la terapia es simplemente charlar con un médico, la TCC es en realidad muy estructurada y adaptada a cada persona.

Con el tiempo, aprenderá técnicas para reconocer y desafiar los pensamientos que se interponen en su camino y aliviar los síntomas. Las estrategias pueden incluir:

  • hacer un seguimiento de sus pensamientos y revisarlos más tarde
  • afrontar situaciones que generan ansiedad para aprender los mecanismos de afrontamiento
  • practicar la resolución de problemas con su terapeuta
  • interacciones de juego de roles con otros

Al practicar estrategias como estas con su terapeuta, y usted mismo en casa, desarrollará habilidades útiles como:

  • Tomando conciencia de los pensamientos inútiles y cómo afectan su estado emocional.
  • obtener una comprensión más lógica de las acciones de otras personas
  • desafiar supuestos automáticos
  • evaluar con precisión la realidad
  • hacer frente a situaciones desencadenantes o perturbadoras
  • aprender un diálogo interno positivo y cómo aumentar la confianza
  • técnicas de relajación

Básicamente, la TCC funciona identificando, abordando y cambiando los pensamientos inútiles para que su mentalidad, comportamientos y bienestar general mejoren con la práctica.

Cuando cambie la forma en que se siente acerca de situaciones específicas, por ejemplo, probablemente será más fácil adaptar sus comportamientos en el futuro.

La idea es aplicar las habilidades que aprende en la terapia a su vida diaria. Es como ejercitar cualquier músculo para fortalecerlo, excepto que esta vez ese músculo es tu cerebro.

Requiere que tanto usted como su terapeuta sean colaboradores, comprometidos y comunicativos.

La TCC es una forma de terapia orientada a objetivos.

Antes de comenzar la terapia, considere reflexionar sobre sus propios desafíos emocionales y piense en lo que le gustaría cambiar a través de la TCC.

Juntos, usted y su terapeuta pueden decidir objetivos alcanzables y significativos por los que luchar.

Algunos objetivos comunes en CBT incluyen:

  • formando nuevos hábitos
  • aprender habilidades interpersonales
  • desarrollar mecanismos de afrontamiento constructivos
  • reducir o controlar el estrés y la ansiedad
  • pasar del pensamiento negativo a una perspectiva más equilibrada
  • aprender a expresar sentimientos

El tiempo que lleva avanzar hacia estos objetivos es diferente para todos. Algunas personas ven resultados después de unas pocas sesiones, mientras que otras necesitan algunos meses para reducir sus síntomas.

Puede comenzar con una sesión por semana y luego disminuir gradualmente la frecuencia. Sin embargo, esto dependerá de la disponibilidad y accesibilidad tanto suya como de su terapeuta.

Se ha demostrado una y otra vez que la terapia ayuda a las personas a sobrellevar las condiciones de salud física y mental. Algunos investigar incluso ha demostrado que produce cambios en el cerebro.

Investigación en 2015 También indicó que la TCC es a menudo igual o más eficaz para reducir los síntomas que otros tipos de terapia, especialmente cuando se trata de trastornos de ansiedad.

Dicho esto, la medicación aún funciona mejor para algunas afecciones, y muchas personas encuentran más beneficioso combinar la TCC con la medicación.

Los beneficios de CBT son amplios. Por ejemplo:

  • A menudo conduce a resultados a largo plazo. Dado que el énfasis está en identificar patrones de pensamiento inútiles y desarrollar habilidades para el uso diario, los efectos positivos de la TCC pueden durar mucho tiempo después de que se haya detenido el tratamiento.
  • Es una alternativa eficaz a la medicina. Para algunas personas, la medicación simplemente no les funciona. CBT ofrece otra forma de tratamiento con un enfoque completamente diferente.
  • La duración del tratamiento es bastante corta. A diferencia de otros tipos de terapia de conversación, la TCC no tiene que durar años. Puede durar entre 5 y 20 sesiones, aunque las sesiones de seguimiento ocasionales pueden ser útiles.
  • La CBT puede realizarse individualmente, en grupos o incluso por su cuenta. Aunque el enfoque de CBT está estructurado, es flexible en términos de formato. Algunas aplicaciones y libros de trabajo incluso le permiten practicar técnicas CBT por su cuenta.
  • Las habilidades que aprenderá pueden ayudar más allá de su motivo original de tratamiento. Las habilidades que la CBT a menudo enfatiza, como la resolución de problemas, la interacción personal y la administración del tiempo, pueden servirte en muchos aspectos de tu vida.

Aunque la TCC es generalmente una opción de tratamiento segura y eficaz, también tiene algunos inconvenientes potenciales.

Un estudio de 2018 encontró que los terapeutas informaron un empeoramiento de los síntomas en el 9% de las personas en terapia. Y durante la TCC, el 27% experimentó angustia o bienestar negativo.

Aún así, puede ser útil tener en cuenta que esta incomodidad tiende a ser temporal y una parte normal de algunos tipos de TCC.

Lo más significativo retirarse podría ser la reaparición de los síntomas una vez finalizada la terapia. Pero tampoco es raro que esto suceda. Su terapeuta puede trabajar con usted para crear un plan de mantenimiento para mantener a raya los síntomas cuando ya no tenga sesiones regulares.

Aún así, la inmensa mayoría de la investigación sugiere que los beneficios de la TCC superan los riesgos.

Además de la posibilidad de efectos secundarios, la TCC tiene algunos inconvenientes a considerar. Por ejemplo:

  • Es un gran compromiso. Aunque el tratamiento puede durar solo unos meses, se necesita compromiso y persistencia para obtener los resultados que desea. Es probable que necesite practicar las habilidades que está aprendiendo a menudo para que se mantengan.
  • Puede que no sea suficiente. Para las personas con problemas de salud más complejos o intensos, es posible que la TCC no sea el enfoque correcto, o simplemente no sea suficiente para reducir los síntomas por sí sola.
  • Puede resultar incómodo. Dado que parte de la TCC se ocupa de cómo te hace sentir el pensamiento distorsionado, la terapia puede agitar o empeorar temporalmente los síntomas emocionales. Puede ayudar a prepararse para algunas molestias.
  • Puede resultar caro. Dependiendo de su seguro, el lugar donde viva y otros factores, la CBT con un profesional podría estar fuera de su alcance debido a su costo. Aún así, algunos terapeutas ofrecen terapia con tarifas de escala variable, lo que significa que usted paga lo que puede; puede ayudar buscar terapeutas que ofrezcan esto.

Incluso antes de que comience la terapia, su terapeuta probablemente le pedirá que complete un cuestionario que se utiliza para evaluar su salud mental y realizar un seguimiento del progreso más adelante.

Es probable que pasen la mayor parte de la primera sesión haciendo preguntas y conociendo a usted y a sus procesos mentales para que el tratamiento pueda personalizarse para usted.

Dado que la TCC es un esfuerzo de colaboración, es importante sentirse cómodo y conectado con su terapeuta. Aunque puede ser frustrante y consumir mucho tiempo, no tenga miedo de reunirse con varios terapeutas hasta que encuentre uno con el que esté satisfecho.

Una vez que haya pasado por todas las preguntas básicas, establecido sus objetivos e identificado patrones de pensamiento distorsionados, su terapeuta puede trabajar con usted para elegir las técnicas correctas para evaluar y ajustar esos pensamientos.

Esté preparado para hacer algunos deberes también. La TCC a menudo incluye práctica fuera de la sesión, como tareas de autorreflexión, ejercicios de comportamiento y lecturas.

Aunque la TCC generalmente se lleva a cabo en persona, las opciones en línea también están disponibles y son efectivas.

Si cree que la TCC podría ayudar a aliviar cualquier síntoma que esté experimentando, comunicarse con su médico de atención primaria siempre es un buen primer paso.

Asegúrese de mencionar que está interesado en probar CBT.

Pueden derivarlo a un terapeuta u otro profesional de salud mental para evaluación y tratamiento.

Si la TCC por sí sola aún no es suficiente, un tratamiento, una terapia o la adición de medicamentos diferentes podrían ayudar. Asegúrese de comunicarle a su médico cómo se siente para que pueda tratarlo mejor.


Qué esperar de la terapia CBT

La terapia conductual y la terapia cognitivo-conductual son tipos de tratamiento que se basan firmemente en los resultados de la investigación. Estos enfoques ayudan a las personas a lograr cambios u objetivos específicos.

  • Una forma de actuar: como fumar menos o ser más extrovertido
  • Una forma de sentir: como ayudar a una persona a estar menos asustada, menos deprimida o menos ansiosa
  • Una forma de pensar: como aprender a resolver problemas o deshacerse de pensamientos contraproducentes
  • Una forma de lidiar con problemas físicos o médicos: como aliviar el dolor de espalda o ayudar a una persona a ceñirse a las sugerencias de un médico.

CÓMO OBTENER AYUDA: Si está buscando ayuda, ya sea para usted o para otra persona, puede tener la tentación de llamar a alguien que se anuncie en una publicación local o que surja de una búsqueda en Internet. Puede, o no, encontrar un terapeuta competente de esta manera. Es aconsejable verificar las credenciales de un psicoterapeuta. Se espera que los terapeutas competentes tengan títulos académicos avanzados. Deben figurar como miembros de organizaciones profesionales, como la Asociación de Terapias Conductuales y Cognitivas o la Asociación Estadounidense de Psicología. Por supuesto, deben tener una licencia para ejercer en su estado. Puede encontrar especialistas competentes que estén afiliados a universidades locales o centros de salud mental o que estén incluidos en los sitios web de organizaciones profesionales. Por supuesto, puede visitar nuestro sitio web (www.abct.org) y hacer clic en "Find a CBT Therapist".

La mayoría de las personas, en un momento u otro, necesitan ayuda. Para algunos, hablar con un terapeuta les ayuda a comprender formas de mejorar su vida. A veces, las personas buscan terapia con el consejo de un médico o una agencia de salud. A veces es el estrés de la vida abrumador o una crisis particular lo que hace que una persona decida ir a terapia. Y muchas veces las personas ingresan a la terapia para obtener conocimiento y aceptación sobre sí mismas y para lograr el crecimiento personal. La psicoterapia es para cualquier persona que no esté contenta con la forma en que actúa o se siente y quiera cambiar.

¿Qué es la psicoterapia?

En términos generales, la psicoterapia es una relación en la que una persona solicita la asistencia profesional de otra con el fin de provocar cambios en sus propios sentimientos, pensamientos, actitudes y / o comportamiento. La tarea del psicoterapeuta, por lo tanto, es ayudar a las personas a realizar los cambios que desean realizar. A veces, la persona que ingresa a la terapia sabe que se necesitan cambios, pero no sabe qué cambios hacer o cómo hacerlo. Un psicoterapeuta ayuda a la persona a resolver esto.

La forma en que el psicoterapeuta ayude a un cliente dependerá de la formación y la orientación teórica del terapeuta. Esta orientación afectará el estilo y el enfoque del terapeuta, así como los métodos y técnicas utilizados en psicoterapia. La mayoría de las orientaciones terapéuticas se dividen en tres categorías generales: terapia conductual, terapia psicoanalítica / psicodinámica y terapia humanista.

Los terapeutas orientados al comportamiento practican un tipo particular de terapia conocida como terapia conductual. La terapia del comportamiento implica la aplicación de los hallazgos de la investigación de las ciencias del comportamiento para ayudar a las personas a cambiar en la forma en que les gustaría cambiar. La terapia del comportamiento pone un fuerte énfasis en los principios del aprendizaje y en cómo el aprendizaje defectuoso puede causar problemas en la vida de una persona. También hay un énfasis en la terapia conductual en verificar qué tan efectiva es la terapia al monitorear y evaluar el progreso del cliente. La mayoría de los terapeutas orientados al comportamiento creen que el entorno actual es más importante para afectar el comportamiento actual de la persona. Los procedimientos utilizados por los terapeutas conductuales generalmente tienen como objetivo mejorar el autocontrol del individuo al expandir las habilidades y habilidades de la persona. Casi todos los terapeutas conductuales asignan tareas y la práctica de nuevos comportamientos como parte de su terapia.

Otro tipo de terapia conductual es la terapia cognitiva conductual o la terapia cognitiva. Los terapeutas cognitivos creen que muchos problemas se derivan de pensamientos, ideas y creencias irracionales y disfuncionales, y que estos pensamientos pueden afectar el comportamiento y las emociones de una persona. El objetivo de la terapia cognitivo-conductual es modificar la forma de pensar del cliente para que pueda producirse un cambio en el comportamiento y las emociones.

Para hacer esto, los terapeutas cognitivos a menudo asignan tareas de monitoreo como realizar un seguimiento de los patrones de pensamiento y realizar experimentos en la vida cotidiana para ver si las ideas o creencias son realmente correctas.

Terapia psicoanalítica

Los terapeutas de orientación psicoanalítica o psicodinámicamente creen que muchos problemas psicológicos se derivan de impulsos y conflictos inconscientes que se desarrollan y se reprimen en la niñez. Para tratar los problemas psicológicos, los terapeutas psicoanalíticos intentan ayudar al cliente a traer estos sentimientos reprimidos (reprimidos) a la conciencia y a trabajar a través de ellos y obtener una visión de ellos. Algunas técnicas utilizadas por los terapeutas de orientación psicoanalítica incluyen la interpretación de los sueños y la asociación libre, en las que se explora el inconsciente haciendo que el cliente se relaje y diga lo que se le ocurra.

Los terapeutas de orientación humanística enfatizan las habilidades inherentes a las personas para lograr la autorrealización. Los terapeutas humanistas intentan ayudar a las personas a crecer en su autoconciencia y autoaceptación. Los terapeutas humanistas dedican menos tiempo a eventos pasados ​​y se enfocan más en el presente. Ayudan a los clientes a concentrarse en los sentimientos y en el material consciente, en lugar de inconsciente. Los terapeutas humanistas utilizan técnicas que animan a las personas a asumir la responsabilidad de sus acciones y sentimientos, en lugar de buscar motivaciones inconscientes detrás de ellos.

Probablemente querrá preguntar a los terapeutas potenciales si se adhieren a una orientación en particular y qué podría significar eso para su experiencia de terapia. La mayoría de los psicoterapeutas no son rígidos en sus orientaciones, pero son flexibles en el sentido de que utilizan ideas, técnicas y métodos de diversas orientaciones.

La psicoterapia también se administra de diferentes formas. Además de la terapia individual y grupal, la terapia de pareja / relación y la terapia familiar están generalmente disponibles. También existen grupos de psicoterapia cuyos miembros pueden tener un solo interés o problema. Estos enfoques alternativos de la terapia también pueden variar ampliamente según la orientación del terapeuta.

¿Qué sucede en la psicoterapia?

El proceso terapéutico varía según la orientación del terapeuta. También difiere para cada cliente individual dependiendo de las circunstancias del cliente. Sin embargo, existen algunos aspectos comunes de la terapia que es probable que experimente cuando inicie una relación terapéutica. Para empezar, su primera sesión con un terapeuta debe ser una sesión de consulta. Esta consulta no lo compromete a trabajar con el terapeuta. Los objetivos de la consulta son averiguar si la psicoterapia sería útil para usted y si es probable que este terapeuta en particular lo sea. Durante esta sesión, es posible que desee discutir con el terapeuta cualquier valor que sea particularmente importante para usted. Si las opiniones de su terapeuta son muy diferentes a las suyas, es posible que desee encontrar un terapeuta más compatible.

Esta primera sesión es un momento para que usted determine si se sentirá cómodo, confiado y motivado al trabajar con este terapeuta en particular. También debe sentir que puede confiar y respetar a su terapeuta y que su terapeuta comprende su situación. Este también es el momento para que el terapeuta decida si es una buena pareja para usted. A veces, un terapeuta puede derivarlo a otro terapeuta que pueda trabajar mejor con usted.

Una vez que haya decidido trabajar con un terapeuta en particular, las próximas sesiones generalmente se dedican a hablar sobre las circunstancias que lo llevaron a la terapia. Generalmente, durante este tiempo (evaluación) su terapeuta le hará preguntas muy específicas sobre las preocupaciones o problemas que le causan angustia y sobre cuándo y dónde ocurren.

La evaluación también se puede realizar de manera más formal, mediante el uso de cuestionarios o pruebas. Un terapeuta puede utilizar una variedad de técnicas en la evaluación. Las evaluaciones iniciales se utilizan para iniciar la terapia; sin embargo, un buen terapeuta continuará evaluando los problemas del cliente a lo largo de la terapia y cambiará la dirección de la terapia, si es necesario.

Después de la etapa de evaluación inicial, el resto de la psicoterapia se dedica a ayudarlo a obtener información y resolver problemas actuales y / o ayudarlo a cambiar las emociones, pensamientos y / o comportamientos que desea cambiar. Los objetivos que aporta a la terapia son la esencia del proceso terapéutico. La forma en que se logren estos objetivos depende en gran medida tanto de la orientación del terapeuta como de las técnicas que el terapeuta pueda utilizar con usted.

Algunos terapeutas pueden requerir más actividad durante la terapia que simplemente hablar con usted sobre temas particulares. Estas actividades pueden incluir cosas como juegos de roles o asignaciones de tareas en las que practica algunas de las técnicas introducidas en la terapia (como habilidades de relajación o métodos de comunicación). Los terapeutas también difieren en cuanto a la fuerza con la que determinan cómo procede la terapia. Algunos terapeutas pueden asumir un papel más directivo, mientras que otros dejan que el cliente dirija el curso de la terapia.

La cantidad de terapia que reciba también variará según la orientación del terapeuta y / o el plan de tratamiento específico utilizado. Algunas terapias son relativamente cortas, mientras que otras requieren un compromiso de más tiempo. Cada sesión de terapia suele durar alrededor de una hora y, por lo general, se reúne con su terapeuta una vez a la semana. Sin embargo, estos horarios rara vez son rígidos y pueden modificarse para adaptarse a sus necesidades y / o su terapeuta. Es una buena idea preguntarle a su terapeuta sobre las técnicas generales que puede usar con usted en la terapia, así como sobre la duración y frecuencia de la terapia que podría esperar.

Algunos terapeutas utilizan otras formas de tratamiento además de la psicoterapia. Estos tratamientos pueden incluir cosas como farmacoterapia (medicación) u otras terapias biomédicas, grupos de apoyo externos y / o tratamientos de salud física.

Finalmente, después de un período de tiempo, usted y su terapeuta pueden acordar que la terapia ha sido exitosa para ayudarlo a lograr sus objetivos y, por lo tanto, ya no es necesaria. Incluso después de que la terapia haya terminado, algunos terapeutas pueden pedirle que regrese varios meses después para visitas de seguimiento para verificar cómo se encuentra.

Si encuentra nuevos problemas o siente que los problemas pasados ​​aún no se han resuelto, puede optar por regresar a la terapia, ya sea con el mismo terapeuta o con un nuevo terapeuta. Una cosa importante que debe recordar es que la terapia no es una "panacea" para todos, y siempre debe considerar otras alternativas cuando una terapia en particular no le está funcionando.

¿Qué no debería suceder en la psicoterapia?

La relación entre cliente y terapeuta se basa en la confianza y el respeto mutuos. Si cualquiera de las partes viola esta confianza y respeto, puede haber razones adecuadas para finalizar la terapia. Se espera que los terapeutas con licencia se adhieran a un código de ética cuando vean a los clientes. La mayoría de los profesionales estarían de acuerdo en que las violaciones de la confidencialidad de un cliente, la infracción de los derechos legales o civiles de un cliente, el acoso sexual y / o las relaciones sexuales y el abuso físico o verbal no deben tolerarse en una relación terapéutica.

Si siente que su terapeuta está actuando de una manera poco ética con usted o que lo está explotando de alguna otra manera, debe hablar con su terapeuta acerca de sus inquietudes. Si su terapeuta evita sus preocupaciones o no las aborda a su satisfacción, debería considerar cambiarse a otro terapeuta. Además, puede informar el comportamiento de los terapeutas a su asociación psicológica o psiquiátrica local.

La psicoterapia puede ayudarlo de muchas formas. Como la mayoría de los esfuerzos humanos, necesita tiempo y motivación para obtener los resultados más exitosos. Encontrar la terapia adecuada y la orientación terapéutica adecuada para usted es el mejor comienzo.


¿Qué es CBT y es adecuado para mí? - psicología

La terapia cognitivo-conductual (TCC) se concentra en las conexiones entre los patrones de pensamiento, el estado emocional y las sensaciones físicas.

Guía a las personas a evaluar objetivamente cómo pensar sobre sí mismas, otras personas y los eventos de sus vidas. Esto ayuda a fortalecer las conexiones neuronales que conducen al pensamiento y al comportamiento positivos. Hacemos esto al enseñar estrategias para reconocer y combatir patrones negativos y reducir el estrés, la ansiedad y la depresión. ¡Es como tener un entrenador personal para la mente!

Terapia Gold Standard

La TCC se considera el "estándar de oro" para la terapia de conversación. Las organizaciones que lo respaldan incluyen la Organización Mundial de la Salud, el Instituto Nacional de Salud Mental y asociaciones nacionales de psiquiatría y psicología en Canadá, Estados Unidos, Australia y el Reino Unido. Asimismo, cientos de estudios de investigación bien diseñados han demostrado la eficacia de la TCC para miles de personas.

¿Qué tan efectiva es la CBT?

La investigación muestra que la TCC es la forma de tratamiento más eficaz para quienes se enfrentan a la depresión y la ansiedad. La TCC sola es 50-75% efectiva para superar la depresión y la ansiedad después de 5 & # 8211 15 módulos. La medicación sola es eficaz, sin embargo, la ciencia aún no comprende los efectos a largo plazo en el cerebro y el cuerpo. La combinación de medicamentos y TCC es más eficaz para ayudar a las personas a superar las enfermedades mentales.

La eficacia de la TCC en línea frente al tratamiento presencial

Después de estudiar a 3.876 personas, se encontró que la TCC en línea autoguiada es significativamente más efectiva para reducir los síntomas de depresión en comparación con el tratamiento cara a cara. Otros hallazgos del estudio muestran que la adherencia al tratamiento de la terapia cognitivo-conductual en línea es del 82%. La adherencia al tratamiento es la probabilidad de que alguien siga un plan de tratamiento. Más del 86% de los usuarios de TCC digital de Starling Minds mejorarán su salud mental y estarán más en forma mental.

Nuestro enfoque de la CBT digital

De manera similar al aprendizaje que tiene lugar en las sesiones de terapia cognitivo-conductual (TCC) cara a cara, nuestros programas están diseñados para llevar a los miembros a través de un viaje terapéutico similar.

Los programas de Starling modelan los criterios de éxito en entornos clínicos de TCC en los que los miembros:

  • Establecer una relación con el programa
  • Identificar las metas del tratamiento y un sentido de esperanza.
  • Normalizar los problemas de salud mental para comprender que no están solos.
  • Evaluaciones completas para ver dónde se encuentran en el continuo de salud mental.
  • Identificar los desencadenantes y las causas que los mueven hacia arriba o hacia abajo en el continuo de la salud mental.
  • Identificar comportamientos que activan y aumentan la energía / motivación.
  • Identificar las barreras para lograr una meta y desarrollar habilidades personales para la resolución de problemas.
  • Aprenda técnicas de regulación emocional y planee usarlas de manera proactiva cuando se activen.
  • Desarrollar y practicar habilidades para establecer metas incluso cuando ocurren contratiempos.
  • Mejorar la autoconciencia de las tendencias que agotan la energía.
  • Aprenda estrategias para gestionar y replantear los pensamientos negativos.
  • Obtenga información sobre patrones de larga data que deben cambiar
  • Identificar estrategias que se pueden utilizar cuando se activan.
  • Vuélvete más asertivo y seguro
Normalizar las luchas de salud mental

La normalización de la enfermedad mental es una técnica terapéutica que ayuda a las personas a poner sus problemas en perspectiva y comprender que no están solos. Sentir empatía, seguridad y confidencialidad son primordiales para el éxito de las sesiones de CBT cara a cara. Los psicólogos exitosos normalizan activamente las experiencias de un paciente para minimizar su angustia y capacitarlo para dar pasos hacia adelante. Logramos esto en Starling Minds al:

  • Usar un lenguaje cálido, acogedor y empático.
  • Proporcionar a los miembros identificaciones anónimas para que puedan interactuar cómodamente con sus compañeros.
  • Hacer preguntas de la encuesta sobre los desafíos de salud mental y revelar lo que otros miembros responden
  • Ofrecer un foro comunitario abierto en cada sesión que permita a los miembros reflexionar y compartir de forma anónima con sus compañeros.

"Es alentador saber que hay otras personas que tienen más de un miembro de la familia con problemas de salud mental y que realmente no estamos solos en ese sentido". & # 8211 Miembro Starling

“Este programa realmente está ayudando. Agradezco ver y leer los comentarios de los demás. Saber que no estamos solos y que estamos trabajando juntos para mejorar nuestros días se siente enriquecedor. Gracias por las estrategias para tomar medidas para avanzar y fortalecerse ". & # 8211 Miembro Starling

Habilidades cognitivas conductuales aprendidas

En un formato de sesión por sesión, los miembros de Starling desarrollan gradualmente un conjunto de habilidades en el que obtienen estrategias de por vida para ayudarlos a controlar su salud mental. Nuestros programas se desarrollan en base a los enfoques fundamentales de CBT por un doctorado en psicología que ha tratado a cientos de personas por una amplia gama de enfermedades mentales.

Desarrollar habilidades de autoconciencia

Al utilizar la Evaluación de Starling en todos nuestros programas, los miembros trabajan para mejorar las siguientes habilidades de autoconocimiento:

  • Comprender su lugar actual en el continuo de la salud mental.
  • Comprensión de los factores que hacen que se muevan hacia arriba o hacia abajo en el continuo.
  • Alinear su estado de salud mental estimado con una medida objetiva (es decir, la salud mental percibida es similar a una medida objetiva).
  • Capacidad para identificar señales de advertencia tempranas cuando la salud mental está disminuyendo y comprender qué pasos proactivos funcionan mejor para el miembro.
Comprender los desencadenantes del estado de ánimo

Al utilizar el Rastreador del estado de ánimo de Starling en todos nuestros programas, los miembros trabajan para mejorar las siguientes habilidades de autoconocimiento:

  • Los miembros se vuelven más conscientes de sus estados de ánimo.
  • Los miembros tienen una mayor comprensión y capacidad para identificar los estados de ánimo que provocan el deterioro de su salud mental.
  • Los miembros pueden calificar con precisión la intensidad de sus estados de ánimo.
  • Los miembros tienen escalas asociadas para clasificar la intensidad de los síntomas para cada estado de ánimo.
  • Los miembros pueden identificar los factores desencadenantes que hacen que su estado de ánimo cambie.
  • Los miembros pueden identificar patrones en sus estados de ánimo
  • Los miembros pueden cambiar de manera proactiva una situación, pensamiento o comportamiento para manejar mejor un cambio de humor.
Desarrollar un establecimiento de objetivos realistas

Al utilizar el Libro de trabajo y / o el Creador de metas de Starling, los miembros trabajan para desarrollar las siguientes habilidades para establecer metas:

  • Los miembros se vuelven más conscientes de las capacidades y los niveles de funcionamiento actuales.
  • Los miembros desarrollan criterios claros sobre cómo se ve el éxito en función de los objetivos SMART.
  • Los miembros saben cuáles de sus tendencias y patrones conducen al fracaso.
  • Después de intentar completar una meta, se guía a los miembros para que aprendan del resultado independientemente del éxito o el fracaso.
  • Los miembros pueden volver a la normalidad más rápido después de experimentar un revés o un fracaso.
  • Los miembros demuestran éxito al establecer metas a corto plazo (por ejemplo, una pequeña tarea como pagar una factura o ordenar durante diez minutos).
  • Los miembros demuestran éxito al establecer objetivos de varios pasos (por ejemplo, invitar a un amigo para el que prepara una comida).
Desarrollar habilidades de regulación emocional

Estas son las habilidades de regulación emocional que los miembros trabajan para mejorar:

  • Los miembros se vuelven más conscientes de la relación entre sus estados de ánimo, pensamientos, fisiología (es decir, sensaciones corporales) y comportamientos.
  • Los miembros se vuelven más conscientes de lo que se siente estar relajado.
  • Los miembros tienen una variedad de estrategias que reducen la intensidad de los estados de ánimo negativos y aumentan la sensación de relajación.
  • Los miembros saben qué estrategias funcionan mejor para ellos en diferentes situaciones y condiciones.
  • Los miembros pueden gestionar de forma proactiva sus estados de ánimo, pensamientos y fisiología (es decir, sensaciones corporales)
  • Los miembros saben lo que se siente estar en la "zona" productiva.
  • Los miembros tienen estrategias efectivas para entrar en la "zona".

“Descubrí que estoy manejando mejor mi estado de ánimo, pensamientos y fisiología al usar una estrategia de regulación inmediatamente después de un desencadenante. Lo que me motiva es saber lo que se siente estar en la zona ”. & # 8211 Miembro Starling

Desarrollar habilidades para equilibrar el pensamiento

Estas son las habilidades de equilibrio de pensamientos que adquieren los miembros:

  • Los miembros se vuelven más conscientes de sus pensamientos.
  • Los miembros tienen un mayor sentido cuando están en piloto automático.
  • Los miembros tienen una mayor comprensión de sus patrones de pensamiento.
  • Los miembros saben qué pensamientos desencadenan estados de ánimo negativos.
  • El diálogo interno de los miembros se vuelve más compasivo
  • Los miembros pueden cambiar de forma proactiva los pensamientos negativos para controlar los estados de ánimo.
  • Los miembros saben qué estrategias utilizar para equilibrar sus pensamientos y formular una nueva posición que sea objetiva y realista.
  • Los miembros pueden mantener esta nueva posición cuando se activa, de modo que los pensamientos y estados de ánimo negativos no se disparen.

& # 8220Dado que tiendo a sobre-analizar todo, la estrategia & # 8216Thought Balancing & # 8217 me ha ayudado a concentrarme en pensamientos más realistas. Al mantener estas nuevas posiciones cuando me activé, me sentí mucho más estable. Miembro Starling

¿Quiere aprender más sobre nuestro enfoque CBT?

¿Cuál es la diferencia entre los programas CBT en línea y los EAP?

Una plataforma para ti

La plataforma de Starling Minds tiene programas que se enfocan en las necesidades de su organización. Ya sea que sus empleados estén buscando desarrollar una mente más resiliente, estén en el trabajo y tengan dificultades, o estén actualmente de licencia por estrés, Starling Minds está aquí.

Programa de retorno a la salud de Starling apoya la rehabilitación de un educador y reduce la ansiedad cuando está seguro de regresar

Programa de acondicionamiento mental Starling está diseñado para educadores que buscan desarrollar la resistencia al estrés, la ansiedad y la depresión para manejar mejor los crecientes factores estresantes en la profesión

Conozca por qué nuestros clientes eligieron Starling como su plataforma de salud mental poniéndose en contacto con nosotros: solicite una demostración.


DD, IC y SH contribuyeron sustancialmente a la concepción del trabajo, redactando diferentes componentes del manuscrito y revisando otros componentes. Todos los autores aprobaron la versión enviada del manuscrito electrónico y acordaron ser responsables de todos los aspectos del trabajo.

SH recibe compensación por su trabajo como asesor de Palo Alto Health Sciences y por su trabajo como experto en la materia de John Wiley & # x00026 Sons, Inc. y SilverCloud Health, Inc. También recibe regalías y pagos por su trabajo editorial de varias editoriales. DD recibe una tarifa de consulta del Instituto Albert Ellis y una tarifa editorial de Springer. Los tres autores son científicos capacitados en CBT, promotores activos y contribuyentes a la psicoterapia basada en evidencia.

Fondos. Los autores agradecen el apoyo financiero proporcionado por los programas financiados por EU-FP7 ICT-2013.2.1 DREAM: Development of Robot-Enhanced Therapy for Children with Autism Spectrum Disorder (Grant No. 611391). SH recibe apoyo financiero de la Fundación Alexander von Humboldt (como parte del Premio Humboldt), NIH / NCCIH (R01AT007257), NIH / NIMH (R01MH099021, U01MH108168) y la Iniciativa científica del siglo XXI de la Fundación James S. McDonnell para comprender la cognición humana y # x02014iniciativa especial.


¿Es la terapia cognitivo-conductual para usted? Tal vez no

Quizás estés pensando en ir a terapia. Así que busca información en Internet y se encuentra con uno de los tipos de terapia más populares, la terapia cognitivo-conductual (TCC).

Durante su búsqueda, encontrará que gran parte de la información es vaga y anodina. En la frustración, encuentra la misma información genérica cortada y pegada o reescrita para las masas en varios sitios de salud mental. Verá que la terapia cognitivo-conductual (TCC) a veces se explica como una combinación de dos terapias: terapia cognitiva (que se enfoca en ayudar al paciente a cambiar sus patrones de pensamiento irracionales o disfuncionales) y terapia conductual (que se enfoca en cambiar las acciones y comportamientos desadaptativos).

La literatura proclama que este tipo de terapia es eficaz para tratar una multitud de afecciones de salud mental. Sin embargo, en muchos casos no se le muestran los estudios o investigaciones que respalden estas afirmaciones.

¿Será la TCC un tratamiento eficaz para usted? La respuesta es: todo depende. Hay muchos factores que influyen en la utilidad o funcionalidad de cualquier tratamiento de salud mental.

En este artículo voy a discutir por qué no existe un consenso claro sobre lo que implica la terapia cognitivo-conductual. Además, enumeraré algunas de las posibles razones por las que la TCC o algunas variaciones de la TCC pueden no ser un tratamiento eficaz para algunas personas.

Cuando alguien usa el término & quotCBT & quot, ¿podemos estar seguros de lo que quiere decir?

Uno de los problemas a la hora de evaluar si la TCC es un tratamiento eficaz para usted es el hecho de que cuando las personas escriben sobre este tipo de terapia suelen hablar en términos muy generales. Thomas A. Richards, Ph.D., Director del Instituto de Ansiedad Social tiene esto que decir sobre la CBT:

A las compañías de seguros les gusta tanto la CBT que a menudo no pagan por ningún otro tipo de terapia. ¿La razón por la que les gusta tanto? La TCC suele ser a corto plazo y cuesta menos que las terapias de tipo psicodinámico o interpersonal.

Pero, ¿qué significa cuando un terapeuta dice que realiza TCC? You may have to ask the individual therapist as there are a wide variety of ways this therapy may be interpreted and used.

For example, here are just some of the off-shoot varieties of cognitive behavioral therapies offered. If you read any of the descriptions you will see that these methodologies can be extremely different from one another but still under the umbrella of CBT.

Dialetical behavioral therapy

Acceptance and commitment therapy

Stress inoculation therapy

Mindfulness-based stress reduction

The other thing to keep in mind is that CBT may look a lot different for patients who are being treated for vastly different mental conditions. For example, someone coming in to be treated for schizophrenia may have a totally different experience than someone seeking CBT for panic attacks.

What happens during therapy, therapeutic technique, focus, and average length of treatment may be different for each patient. A therapist who says he or she does CBT really doesn't tell us anything about the actual therapy or what it will be like for the patient.

Do your research

If you really want to know what CBT may be like my suggestion is to ask other patients who have actually undergone this type of therapy. Everyone's experience is going to be different but at least you will get a better idea of what this therapy may be like from the patient perspective.

My other suggestion is to ask questions from a qualified mental health professional who is currently in practice, utilizes this approach, and has stayed current in their knowledge of effective CBT techniques.

Reasons why CBT may not be an effective therapy for you.

Your therapist may lack skill, experience, and education about effective cognitive behavioral techniques. One reason why CBT may get a bad rap in some cases is because of the overabundance of "therapists" who claim that they do this type of therapy so that insurance will pay them. Yet calling yourself a CBT therapist doesn't always mean that you are an effective therapist by association.

One of my worst therapy experiences was with a therapist who labeled himself as a cognitive behavioral therapist. He may have known some basic techniques, but he failed to tailor his approach so that I could achieve my goals. In fact, it was such a frustrating experience that I had to terminate therapy early. This was my first experience with CBT. My therapist's ineptness colored some of my perceptions about this type of therapy.

However, I do wish to say that some patients have wonderful experiences with therapists who use this approach and report that their CBT was very effective for treating their particular disorder. As with any type of treatment, everyone will have a unique response. Here are a few things to keep in mind about CBT.

1. Don't assume that just because a therapist says he or she is skilled at CBT makes him or her a good therapist for you.

Always check your therapist's credentials and don't be afraid to ask questions about their training and experience. In some cases the definition of CBT is so vague that it loses all meaning, especially when someone does not have sufficient training to conduct this type of therapy or any type of therapy for that matter. The following are some examples of this.

CBT is so popular that someone thought it might be a good idea to train general practitioners to conduct brief CBT for patients who they otherwise might refer to a mental health professional. General practitioners are quickly becoming the Walmarts of the medical world--your one stop shop for all your mental and medical needs.

¿Adivina qué? Being trained for four half days in cognitive behavioral therapy isn't enough training to make a difference.

In a 2002 study published in the Revista médica británica (BMJ) researchers concluded that training general practitioners to treat depressed patients with brief cognitive behavioral therapy is ineffective. This conclusion doesn't seem surprising especially since their training was so inadequate.

There are also therapists who claim they can conduct CBT sessions online and that these sessions will be just as good as an in-office meeting. Some people greatly disagree with this view stating that the therapist is missing out on critical aspects of communication such as tone, body language, and facial expression.

Not to mention the ethical concerns with online therapy. Email makes messages vulnerable to hackers. You may also be getting therapy from someone with little to no credentials.

The bottom line is that a medical professional or therapist who says he or she does cognitive behavioral therapy tells you nothing about their training, education, or ability to help you. Be wary.

2. In some cases cognitive behavior therapy stresses the therapy technique over the relationship between therapist and patient.

If you are an individual who is sensitive, emotional, and desires rapport with your therapist, CBT may not deliver in some cases. Again, the therapist is the critical element here.

One of the potential roadblocks is that some therapists will hammer away at the patient's dysfunctional thoughts but pay little attention to the fact that this is a multidimensional person affected by emotions, social interactions, and biology. It has been said that therapeutic technique is often less important to the overall outcome of therapy than the relationship one has with the therapist. If you do wish to try cognitive behavior therapy, find a therapist who meshes with your personality.

3. CBT promotes assumptions which may be faulty.

One of the basic tenets of CBT is that your faulty or irrational thought patterns and cognitions are responsible for maladaptive behavior and mental health problems. If one accepts this premise ,then some practitioners may dismiss the other factors which play a part in mental illness such as genetics and biology.

It assumes that the thoughts precede emotions, which isn't always true. It also usually labels any "negative" thoughts as pathological or dysfunctional. Again, this is not true.

Another faulty assumption is that changing one's thinking patterns can improve one's mood or decrease the symptoms of a mental disorder. Unfortunately this does not always happen. One cannot always "think" themselves better.

In a provocative article published in Tiempo revista titulada "Yes, I Suck: Self-Help Through Negative Thinking" writer John Cloud cites studies which show that attempting to get people to think more positively can backfire and make them feel even more unhappy than before. Those positive affirmations of the positivity gurus don't help much either.

Research has found that most people feel worse and not better after self-infliction of inflated statements of their worthiness.

In addition, changing your thought patterns may not help you with the fact that you got fired from your job due to poor work performance, got a bad grade on a test because you didn't study, or got a D.U.I for driving while drunk. Sometimes "negative" thoughts such as "I really messed up" are true. Como el Tiempo article points out sometimes we do fail and instead of wasting time fighting negative thoughts, maybe we should accept them, take ownership of our mistakes, and move on.

4. CBT may not give you enough time to meet your goals.

As stated previously, insurance companies love CBT because it is generally considered brief therapy. And we are talking really brief here. In some cases CBT may be limited to as little as six to twelve sessions.

As a patient I lift my brow in doubt. Really? Someone going in to be treated for depression who has early traumas, current social stressors, and a biological predisposition for a mood disorder is going to be all patched and ready to go in a few months? I would like to see that happen.

Jeremy Holmes, consultant clinical psychologist for Community Health NHS Trust, wrote a detailed commentary on the lack of real data to show that brief therapies actually work in the long run. For example, he cited a study which showed that six to 12 sessions of cognitive behavior therapy produced better results than care from a general practitioner at four months, but that this clinical gain was not maintained at 12 months. In other words, the studies which show CBT to be an effective treatment may have some flaws especially when it comes to showing long term gains.

5. Research shows that CBT or certain CBT techniques may be ineffective for many types of mental disorders.

I saved the big guns for last. Despite the popularity of CBT and the generalized statements that this type of therapy is effective for a multitude of mental health problems, there is also research to the contrary. There are mental health experts who agree that certain CBT techniques may be counterproductive or should be avoided altogether in treating certain mental disorders.

In a landmark 2009 review published in the journal Medicina psicologica, the study authors concluded that CBT is of no value in treating schizophrenia and has limited effect on depression. The authors also concluded that CBT is ineffective in preventing relapses in bipolar disorder.

In a 2009 study published in the Revista británica de psiquiatría researchers compared depression treatment in adolescents over a period of 28 weeks. The study authors compared treatment with SSRI antidepressants versus the use of a combination of SSRIs and CBT. At the end of the 28 weeks both groups showed improvement but there were no significant differences between them. It was found that CBT did not add any benefit to the antidepressant treatment.

Dr. Thomas A Richards, director of the Social Anxiety Institute explains how telling the individual with social anxiety to stop thinking negative thoughts is not going to work. He also states that giving the socially anxious person positive affirmations to recite will do nothing. Instead, this practitioner advocates employing specific cognitive techniques such as helping the patient to be aware of their automatic negative thinking.

Dr. Stephen Phillipson writes on OCD Online that a critical element of good cognitive behavioral therapy is that the therapist be warm, understanding and compassionate. He also talks about how more traditional CBT techniques are ineffective for those patients with obsessive-compulsive disorder (OCD). He stresses that OCD is not a thought disorder but an anxiety disorder, which means that it is less likely a manifestation of irrational thoughts. He states that: "Helping OCD sufferers to see the irrational nature of their thought content is counterproductive."

The experts on PsychCentral agree that CBT has limited potential for helping those with Histrionic Personality Disorder. The authors state that: "Cognitive-oriented approaches are generally largely ineffective in treatment of this disorder and should be avoided." The reason, they share, is that people with this disorder are often incapable of examining their thoughts and motivations.

Although the first recommendation for someone who has a mental health condition, including an anxiety-related disorder, may be to receive cognitive behavioral therapy, it may be wise to do a little research first. Consider these questions:

Has CBT been shown to be an effective treatment for your particular disorder?

What does the research show?

What type of credentials, training, and experience does your therapist have?

Will brief therapy meet your needs or will you need more time?

What types of techniques does your therapist actually use during the course of treatment?

If possible I would fully recommend interviewing your chosen therapist before making the actual appointment.

Cognitive behavioral therapy includes a broad spectrum of therapeutic principles and techniques. Vague descriptions that CBT will be effective to treat your mental health disorder have little merit.

Patients deserve and require more substantial information than generalizations. As with any type of treatment or therapy, there will be plusses and minuses about using this approach. Look at CBT not as some cure for what ails you but maybe as one tool you can choose from an array of treatment options. CBT just may help you but you won't know unless you actually undergo treatment. In order for any therapy to work, your therapist will need to tailor their techniques to suit your goals, personality, and type of disorder.

CBT is not a one-size-fits-all methodology. We go wrong when we assume that this is a unified approach known to all. The details are very important in making any judgement about whether this approach may work for you.

These articles were written by a longtime HealthCentral community member who shared valuable insights from her experience living with multiple chronic health conditions. She used the pen name "Merely Me."


Is CBT a Good Option for Me?

Cognitive behavioral therapy is used to treat a number of common mental health issues. In recent years, it has become the go-to form of psychotherapy due to its ability to improve the current mental state and improve day-to-day life in a relatively short amount of time. Often, CBT is provided on a weekly basis for a period of a few months at which point a person has often developed the CBT “skills” needed to manage their problems on their own. CBT is one of the therapeutic approaches with the most research supporting its effectiveness. Some of the issues CBT has had the most documented success in treating include anxiety disorders, anger, and specific types of substance use disorders. Despite this evidence, CBT might not be the right treatment for every single person.


What to Expect during Cognitive Behavioral Therapy, By Francine Rosenberg, Psy.D.

It’s not uncommon for me to receive a call from someone who has decided to talk to a psychologist that practices Cognitive Behavioral Therapy (CBT). They usually confess that they don’t know what CBT is or that there are different approaches to doing therapy. If this comes as a surprise, you are not alone. Many different theories drive a therapist’s conceptualization and treatment during psychotherapy. CBT is a type of talk therapy that has become popular in recent years because of the amount of research that supports its effectiveness for many common problems.

In the 1960s, Dr. Aaron T. Beck developed CBT after noticing that his depressed patients often had negative spontaneous or automatic thoughts about themselves, the world, or the future. He found that the way people pensar about a situation directly impacts the way they sentir. And that by recognizing and changing patterns of dysfunctional thinking, people often feel better. This is the cognitive part of CBT. The behavioral part looks to change unhealthy patterns of behavior into healthier ones.

Let’s use an example to understand further how CBT may be applied to an everyday situation. Imagine you are walking down the street and you see an acquaintance. You wave hello, but the person continues walking without responding. You will likely interpret the event, and an automatic thought will come to mind. You might think:

  • People just don’t seem to like me
  • Maybe she’s mad at me
  • She’s not friendly at all!

Each thought will lead to a different emotion like sadness, worry, or being irritated. The truth is, you don’t know what she was thinking, but because the situation was ambiguous, you just drew your conclusion.

With practice, your therapist will help you recognize dysfunctional patterns in your thinking. Specific patterns of thinking are often associated with certain problems. For example, an anxious person may catastrophize the situation with their mind going in the direction of the worst possible outcome. Whereas a depressed person may engage in overly negative thinking. By recognizing their dysfunctional thoughts, individuals can change them and ultimately feel better.

In addition to focusing on one’s thoughts, a CBT therapist may also examine people’s behaviors. Some examples of common behavioral interventions are:

  • Meditación
  • Ejercicio
  • Role-playing
  • Engaging in pleasurable activities
  • Dietary or sleep changes
  • Exposures to feared situations

CBT is a valuable technique for many different problem areas but not all. When calling a therapist, it is ok to ask if CBT is right for you. If you are interested in finding a therapist who uses CBT, consult with your physician or visit online resources such as the New Jersey Association of Cognitive Behavioral Therapists or the National Association of Cognitive Behavioral Therapists.

Francine Rosenberg, PsyD.,practices Cognitive Behavioral Therapy, specializing in the treatment of adults and children with Obsessive Compulsive Disorder and other anxiety disorders.


Cosas para considerar

There are several challenges that people may run into during the course of cognitive behavioral therapy.

Change Can Be Difficult

Initially, some patients suggest that while they recognize that certain thoughts are not rational or healthy, simply becoming aware of these thoughts does not make it easy to alter them.

CBT Is Very Structured

Cognitive behavioral therapy doesn't tend to focus on underlying unconscious resistances to change as much as other approaches such as psychoanalytic psychotherapy. It is often best-suited for clients who are more comfortable with a structured and focused approach in which the therapist often takes an instructional role.

People Must Be Willing to Change

For cognitive behavioral therapy to be effective, the individual must be ready and willing to spend time and effort analyzing their thoughts and feelings. Such self-analysis and homework can be difficult, but it is a great way to learn more about how internal states impact outward behavior.

Progress Is Often Gradual

In most cases, CBT is a gradual process that helps a person take incremental steps toward a behavior change. For example, someone with social anxiety might start by simply imagining anxiety-provoking social situations. Next, they might start practicing conversations with friends, family, and acquaintances. By progressively working toward a larger goal, the process seems less daunting and the goals easier to achieve.


Automatic Thoughts in Cognitive Therapy

Beck understood the importance of the link between thoughts and feelings, and he coined the term “automatic thoughts” to describe the emotional thoughts that pop up in people’s minds. He discovered that although people aren’t always aware of these thoughts, they can learn to identify and report them. He found that people who were upset had negative thoughts that tended to be unrealistic, and by uncovering and challenging these thoughts, long-lasting and positive change can result. In essence, CBT helps people step outside of these automatic thoughts and test them out.

In the 1960s, a number of empirical studies into how cognitions affect behaviours and emotions were carried out. This is known as the cognitive revolution. It emphasised the role that conscious thinking plays in psychotherapy and is known as the “second wave” of CBT.


Types of Cognitive Behavioral Therapy

Individual CBT
Individual cognitive behavioral therapy focuses solely on the child or adolescent and includes one therapist who teaches the child or adolescent the skills needed to overcome his/her challenges. This form of CBT has been proven effective in the treatment of child and adolescent depression and anxiety disorders, as well as substance abuse in adolescents.

Group CBT
Group cognitive behavioral therapy includes not only the child or adolescent and therapist in the therapy sessions, but also others outside of the child or adolescent’s social groups – usually new acquaintances who are also being treated for the same disorder. Those in the group therapy are often dealing with similar behavioral issues and, unlike individual CBT, the group format allows helpful relationships to form, in addition to learning skills needed to change behavior. Group CBT is often less expensive than individual CBT, and more broadly available. It has been proven effective in the treatment of depression and substance abuse in adolescents.

CBT with Parents
Cognitive behavioral therapy that includes parents in the treatment process has been shown through research to be effective in treating children and adolescents with anxiety disorders. Specifically, CBT that teaches parents techniques to help care for anxious youth, including psychoeducation, individual therapy, caregiver coping, and parent training techniques are especially helpful. In this form of therapy, the parents are involved directly in the treatment of their children and are essentially trained in ways to help them handle their children’s fears at home.

CBT with Medication
Research has shown that pairing cognitive behavioral therapy with psychotropic medications can be effective in treating a child or adolescent’s anxiety symptoms or depression. A child’s care team will be able to prescribe the right medication if he/she believes it to be necessary in your child’s therapy process.

Trauma-focused CBT
Trauma-focused cognitive behavioral therapy was developed to help children and adolescents affected by trauma. It is effective in treating PTSD but can be effective in treating other trauma-related disorders as well. It is delivered in the same way as cognitive behavioral therapy – usually short-term in six to 20 sessions with the child and his/her parents present. A trauma-focused CBT session addresses several factors related to the child’s traumatic experiences, including behavioral and cognitive issues, and depression or anxiety symptoms, and helps improve parenting skills and parents’ interactions with their children to help support and cope with their children’s struggles.

CBT paired with Motivational Enhancement Therapy (MET)
Motivational enhancement therapy (MET) is a type of evidence-based therapy that motivates adolescents internally to change their behavior. When MET is paired with group-based CBT, it is effective in changing an adolescent’s behavior towards drug and alcohol abuse. This therapy uses discussion, coping strategies, and motivational interviewing principles to help the youth initiate a plan to change his/her behavior and motivate the youth to follow through. Throughout the sessions, the therapist will guide the youth through their plan to stop using substances and will continue to motivate and encourage his/her progress. Following MET therapy sessions, the adolescent would participate in group-based CBT to see the best results.

CBT paired with Motivational Enhancement Treatment and Family-based Behavioral Treatment
In family-based behavioral treatment, parents set examples for their children in changing their own behavior to help their children change their behaviors in the long run. An important component of this type of therapy is the training of parents on child management and problem-solving skills. This integrated therapy has been proven effective in treating adolescent substance abuse.


Ver el vídeo: PORQUE LA TERAPIA COGNITIVO-CONDUCTUAL ES TAN EFICAZ (Mayo 2022).